LAS CUATRO ESTACIONES

HAY en el curso de las estaciones,
en su pausado giro,
una solemnidad que es sencillez,
un regocijo que es también tristeza.
Se mueve un poco el mundo sobre sí
con majestad muy grande y, a mi lado,
brota y se abre en la luz una flor púrpura;
después, un reiterado y leve impulso
y oigo cantar a la cigarra, o veo
cómo menguan los días, o que al cabo
llegó la nieve sin hacer ruido.
Y así rueda la tierra por el cielo
en torno al sol, con no afectada pompa,
y mi existir con ella.
Qué enigma este vagar inexorable,
que a un sueño se asemeja.
A su llegada,
toda estación es siempre bienvenida,
pues lo nuevo no sabe de la muerte
y da contento al corazón del hombre.
Pero cuando advertimos que se acaba
esta que ahora transcurre
o pensamos en tantas que se han ido,
se llena el alma de melancolía.

    Poema de Eloy Sánchez Rosillo que se recoge libro ANTES DEL NOMBRE
lo◘ Comprar en casa del libro
◘ Comprar en fnac
◘ Comprar en amazon España
◘ Comprar en amazon Estados Unidos

No hay comentarios :